CIUDAD DE MÉXICO.- El presidente Enrique Peña Nieto se pronunció porque continúe el debate de la permanencia de las Fuerzas Armadas en las calles, al afirmar que una seguridad duradera requiere del compromiso y el trabajo corresponsable de los tres niveles de gobierno.

En la clausura y apertura de cursos de los planteles del Sistema Educativo Militar, celebró que los diferentes actores políticos hayan renovado el llamado para asegurar que las Fuerzas Armadas cuenten con la certidumbre legal para seguir actuando en labores de seguridad.

El Ejecutivo federal sostuvo que la actuación de las Fuerzas Armadas es subsidiaria y temporal para proteger a la sociedad en tanto se consolidan las instituciones policiales locales, pues “habría sido irresponsable dejar a su suerte a la población civil”.

Tras resaltar las mejores capacidades institucionales con que cuentan los marinos, soldados y pilotos, puntualizó que el Estado mexicano “estaría en falta” con estas fuerzas si no les brindara el marco legal que requieren para cumplir la tarea que la sociedad les exige.