Foto: Twitter
Foto: Twitter
Tags:

CIUDAD DE MÉXICO.- El mundo del deporte tiene algunas historias ‘desconocidas’ que vale la pena sacar a la luz. Julio César Chávez, leyenda del boxeo mexicano, reveló una turbia y sorprendente y es que hubo un día en el que intentó darse un tiro en la cabeza y todo por las demandas que enfrentaba en aquel momento y por culpa de las drogas. Revive una gran historia de ‘La Leyenda’ con Héctor Suárez.

Julio César Chávez es uno de los mejores boxeadores mexicanos de toda la historia pero también uno de los que más problemas ha enfrentado en su vida. Los problemas con las drogas hicieron que su carrera llegara a su fin y ahora, años después de ‘estar limpio’, recordó este sombrío momento.

Julio César Chávez tuvo una entrevista con ‘Súper Deportivo Radio’ y ahí contó esta terrible historia, donde en primera instancia lamentó haber caído en las drogas en su momento, pues sabe que de no haber tenido esa adicción, pudo ser ‘el mejor boxeador de todo el mundo’.

“Si yo no hubiera caído en esa maldita adicción que fue la drogadicción y alcoholismo, seguramente estarían hablando no solamente con el mejor boxeador de México, sino del mundo entero. Cuando yo llevaba 90 peleas invictas y 15 años sin perder, sentí que lo había logrado todo. Entonces, perdí el respeto al boxeo y también me perdí el respeto a mí mismo; ahí empecé con las drogas”, confesó Julio César Chávez.

“Toqué fondo cuando intenté suicidarme. Afortunadamente la pistola no disparó y cuando disparó el balazo salió para otro lado. Recuerdo que comencé a vomitar sangre. Empecé a perder todo lo que había ganado. Mi esposa me demandó por alcohólico y porque la trataba mal. Sentí que se venía el mundo encima”, recordó Chávez.