Tags:

ESTADOS UNIDOS.- Fiscales federales dijeron el martes que habían presentado cargos adicionales contra 18 padres adinerados, exempleados deportivos de universidades y otras personas acusadas de participar en uno de los mayores escándalos de admisión universitaria descubiertos en Estados Unidos.

Entre las personas que enfrentan nuevos cargos se encuentran 11 padres, incluyendo a la estrella de la serie "Full House" Lori Loughlin, a quien fiscales federales de Boston acusan de conspirar para sobornar a empleados de la Universidad de California del Sur para asegurarse la admisión de sus dos hijas.

Ella y su marido, el diseñador de moda Mossimo Giannulli, ya fueron acusados de cometer fraude postal y electrónico, así como de lavar dinero. Ahora enfrentan un nuevo cargo de conspiración para cometer sobornos federales.

Los nuevos cargos contenidos en la acusación revisada presentada en su contra y los otros padres se suman a los posibles periodos de prisión que enfrentan si fueran condenados. Los 11 padres se han declarado no culpables y esperan un juicio.

Se encuentran entre las 52 personas acusadas de participar en un amplio esquema en el que padres adinerados conspiraron con un consultor de admisiones universitarias para realizar sobornos y otras formas de fraude para garantizar el ingreso de sus hijos a universidades prestigiosas.

William "Rick" Singer, el consultor, se declaró culpable en marzo de los cargos de haber facilitado el engaño en los exámenes de ingreso a la universidad y de haber ayudado a sobornar a los entrenadores deportivos en las instituciones para presentar a los hijos de sus clientes como falsos atletas.

Celebridades y altos ejecutivos estuvieron entre los 35 padres acusados en el escándalo. La actriz Felicity Huffman comenzó a cumplir una condena de 14 días de prisión después de declararse culpable.