Tags:

ARGENTINA.- El cuerpo del futbolista argentino Emiliano Sala, fallecido el mes pasado en un accidente aéreo en el Canal de la Mancha, era velado el sábado en su pequeño pueblo natal de Progreso, donde fue recibido como un héroeentre lágrimas colectivas por familiares y amigos antes de su cremación.

Es algo que no termino de comprender y de aceptar, porque duele muchísimo. El pueblo se apagó, mi pueblo se apagó desde el 21 de enero, y desde ahí, bueno, hasta el día de hoy. Solamente pido resignación a la familia, a sus amigos, allegados”,
Lucía Torres, vecina del lugar

La pena se respiraba desde temprano en las calles de Progreso, que perdió a su ídolo y figura más conocida y donde reinaba un silencio sobrecogedor.

Los restos del jugador de 28 años llegaron al aeropuerto internacional de Ezeiza el viernes a bordo de un avión de línea británico proveniente de Londres.

La verdad yo no entiendo mucho de esto. Me gustaría encontrar un responsable, alguien que me diga ‘bueno, pasó esto’, pero solo la fatalidad parece que nos llevó a esto”,
Mirta Taffarel, tía del jugador

Luego de su llegada al aeropuerto, el cadáver emprendió el viaje en una camioneta fúnebre blanca hacia el pequeño poblado de pocos miles de personas, situado a unos 540 kilómetros al norte de la capital argentina donde todos conocían desde pequeño a “Emi”, como lo llamaban.

Permanecerán allí hasta horas de la tarde, cuando la familia realizará un acto íntimo de despedida al jugador antes de la cremación.

En el velorio público está prevista también una ceremonia religiosa.

Sala, quien recién había sido fichado por el Cardiff de la Liga Premier, iba a bordo de una avioneta monomotor el 21 de enero, cuando la aeronave desapareció del radar sobre el Canal de la Mancha en vuelo desde la ciudad francesa de Nantes a Cardiff, la capital de Gales.