Foto: AP
Foto: AP
Tags:

ESTADOS UNIDOS.- El director general de Boeing reconoció el domingo que la compañía cometió un “error” en la manera como manejó un problemático sistema de alarma en la cabina de sus aviones 737 Max antes de que ocurrieran dos accidentes en los que murieron 346 personas.

También prometió transparencia, mientras el fabricante estadounidense intenta recuperar la autorización para que su aeronave más vendida vuele de nuevo.

En la víspera del Salón Internacional de la Aeronáutica y el Espacio de París, Dennis Muilenburg dijo a los reporteros que la comunicación de la empresa con reguladores, clientes y el público “no fue consecuente. Y eso es inaceptable”.

La Administración Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA, por sus iniciales en inglés) culpó a Boeing de no informar durante más de un año a los reguladores de que un indicador de seguridad en la cabina de pilotos del Max no funcionaba de manera adecuada.

Boeing y la FAA han indicado que la luz de alerta no era crucial para la seguridad durante un vuelo. Pero la mala comunicación ha socavado la confianza en Boeing en momentos en que la compañía busca recuperarse luego de que dos de sus aeronaves de pasajeros se estrellaron en Indonesia y Etiopía.

“Evidentemente cometimos un error en la implementación de la alerta”, dijo Muilenburg.

Los pilotos también han expresado su molestia debido a que la empresa no les avisó sobre el nuevo software que ha sido implicado en los accidentes.