Tags:

FRANCIA.-El estilo de vida francés resurgirá en gran medida la próxima semana, cuando se retiren la mayoría de las restricciones implementadas por el coronavirus en momentos en los que el país se prepara para la temporada de vacaciones de verano en plena pandemia.

Durante un discurso el jueves, el primer ministro Edouard Philippe prometió que la “libertad, por fin, volverá a ser la norma”.

Francia es uno de los países más afectados por el coronavirus e implementó un estricto confinamiento por dos meses antes de empezar a reducir las restricciones el 11 de mayo. Las autoridades han reportado por lo menos 28.596 muertes relacionadas con el COVID-19.

A partir del 2 de junio, los restaurantes y cafeterías tendrán permitido reabrir sus puertas, así como los monumentos y museos, salas de concierto y teatros, playas, sitios para acampar, gimnasios y albercas públicas.

Sin embargo, hay una excepción notable para la región de París, la zona más afectada del país, donde muchas instalaciones tendrán que esperar hasta el 22 de junio para reanudar sus actividades.

Philippe dijo que los franceses están ansiosos de que los cafés y restaurantes vuelvan a la actividad, apuntando que “son parte de nuestro estilo de vida”.

Los restaurantes permitirán máximo 10 personas por mesa, las cuales estarán separadas por lo menos 1 metro (3 pies). Los comensales deberán portar mascarillas cuando caminen por el restaurante y el personal tendrá que usarlas en todo momento.F