Foto: AP
Foto: AP
Tags:

ESTADOS UNIDOS.- Un pavo navideño va volando hacia la Estación Espacial Internacional, junto con salsa de arándanos, batata acaramelada y la obligada tarta de frutas.

Pero la primera etapa del cohete de SpaceX no pudo aterrizar en el sitio programado y terminó estrellándose en el mar a unos pocos metros de distancia de la costa.

Los lamentos llenaron el Centro de Control de SpaceX en Hawthorne, California, mientras una transmisión en vivo mostraba el propulsor de la primera etapa del cohete fuera de control, aún sobre Cabo Cañaveral. Fue la primera ocasión que la compañía falla un aterrizaje en tierra, aunque en el pasado ha fallado en plataformas flotantes, una hazaña más difícil de lograr.

Un comentarista de SpaceX dijo que fue una “decepción”, pero señaló que fue secundario a la misión principal de llevar la cápsula Dragon a órbita.

El director de SpaceX, Elon Musk, dijo que el propulsor parecía no tener daños. La bomba hidráulica para los alerones de aterrizaje aparentemente se estancó, pero los motores estabilizaron al propulsor de aproximadamente 48 metros (160 pies) justo a tiempo, lo que permitió un “¡acuatizaje intacto!”, tuiteó Musk. “Van en camino barcos para rescatar al Falcon”, escribió.

Los 12 aterrizajes anteriores de SpaceX sobre tierra firme, que se remontan a 2015, fueron exitosos. En total, la compañía ha recuperado 32 propulsores luego de un despegue, 33 cuando el de esta misión sea remolcado de vuelta, dijo Hans Koenigsmann, vicepresidente de SpaceX. Agregó que no sabía si se iba a poder reutilizar.

Koenigsmann dijo que el propulsor evitó deliberadamente aterrizar luego de detectar un problema, un elemento de seguridad integrado, y que incluso logró posarse en posición vertical en el océano Atlántico, sobre sus patas de aterrizaje.

“La seguridad del público estuvo bien protegida ahí”, comentó a los reporteros.

La decepción se compensó con el exitoso vuelo de la cápsula Dragon y sus 2.500 kilogramos (5.600 libras) de cargamento. Debe llegar a la estación espacial el sábado.

“Qué gran día para un lanzamiento”, dijo el director del centro espacial Kennedy Bob Cabana. Hace 20 años en esta semana, Cabana comandó la misión del transbordador que llevó la primera parte de Estados Unidos a la estación espacial.

Además de la pechuga de pavo ahumada y las guarniciones para la cena de Navidad, la carga incluye 40 ratones y 36.000 gusanos para estudios de envejecimiento y musculares, respectivamente.