Tags:

ARGENTINA.- Karina Roncati perdió dos veces a su hijo Tomás. Primero fue a manos de una leucemia que se lo llevó en 2009, cuando sólo tenía 13 años. Y, ahora, por culpa de quienes entraron a robar a su casa en Argentina el pasado 29 octubre: le quitaron la urna donde reposaban sus cenizas.

"Estoy desesperada, porque para mí significaba tenerlo cerca, aunque no lo tenga con vida", declaró la mujer.

Ese día, relató Roncati, ella y sus dos hijas salieron a pasear. Fue cuando los ladrones se metieron a su casa, ubicada en la localidad bonaerense de Villa Luzuriaga, Argentina.

La desesperación de sus hermanas y de su madre es tan grande que emprendieron una campaña a través de las redes sociales para recuperar los restos del menor. "Buscamos las cenizas de Tomás", es el nombre de la página de Facebook.

Roncati le dijo a CNN en Español que aún no ha presentado una denuncia formal ante la Policía.

"A Tomás le detectaron la leucemia en abril de 2009", explicó Karina Roncati. Empezó el tratamiento de quimioterapia "y, bueno, después se le volvió a despertar otra vez. Y ahí fue cuando lo perdí", añadió.