IRÁN.- Al menos 208 personas han muerto en las protestas en Irán por el aumento al precio de los combustibles fijado por el gobierno y las enérgicas medidas de seguridad que siguieron, según Amnistía Internacional.

Irán todavía tiene que publicar cifras a nivel nacional de la agitación que hubo a mediados de noviembre en la República Islámica, aunque ha rechazado las primeras cifras del organismo internacional.

Según el comunicado del lunes de AI, hubo “decenas de muertes” en Shahriar, un suburbio de la capital, Teherán. No ofreció detalles de los decesos en otros lugares del país.

Unas 200.000 personas se manifestaron y algunos atacaron cientos de bancos, puestos policiales y gasolineras en el país, según las autoridades. Hubo protestas en 100 ciudades y pueblos iraníes.

Durante las movilizaciones, el gobierno bloqueó el acceso a internet.