UCRANIA.- Las autoridades ucranianas investigan reportes de que la embajadora estadounidense fue víctima de un espionaje ilegal por desconocidos antes de haber sido destituida en mayo.

El anuncio hecho el miércoles surge dos días después de que legisladores demócratas en Estados Unidos difundieron documentos según los cuales Lev Parnas, socio del abogado personal del presidente Donald Trump, habla sobre la necesidad de destituir a Marie Yovanovitch como embajadora.

El Ministerio del Interior de Ucrania, a cargo de las agencias policiales, emitió un comunicado afirmando que las autoridades “no están interfiriendo en los asuntos políticos internos de Estados Unidos”.

“Sin embargo, los mensajes publicados contienen indicios de posibles violaciones de las leyes de Ucrania y de la Convención de Viena sobre relaciones diplomáticas, que protegen los derechos de los diplomáticos en el territorio de otro estado”, agrega el comunicado.

“Nuestro objetivo es investigar si hubo realmente una violación de las leyes de Ucrania o las leyes internacionales, que podrían ser sujetas a una reacción apropiada, o si fue simplemente una bravuconería e información falsa intercambiada entre dos ciudadanos estadounidenses”, expresa.

Añadió que le ha pedido al FBI los materiales relevantes. El ministro del Interior Arsen Avakov “sugiere que la parte estadounidense tome parte en la investigación”.