Pide arzobispo de Monterrey no faltar a votar

facebook sharing buttonCompartir
twitter sharing buttonTwittear
whatsapp sharing buttonCompartir
telegram sharing buttonCompartir

Por: Erwin Contreras

domingo 28 febrero 2021 - 10:41 a. m.

El arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López, aseguró que ciudadanos y cristianos comprometidos, tenemos el derecho y el deber de votar, por lo que no podemos faltar a esta obligación.

NUEVO LEÓN.- En su mensaje dominical desde la Arquidiócesis, el arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López, señaló que la reflexión en la fe que conlleva este tiempo cuaresmal, es también la oportunidad ideal para meditar en algunos acontecimientos que viviremos como ciudadanos en próximas fechas.

Cabrera López comentó que la Cuaresma nos presenta un sinfín de oportunidades para que, por medio de la práctica de las obras de misericordia, los ejercicios espirituales, la vivencia de la piedad popular y la búsqueda del bien común, entre muchos otros aspectos, centremos nuestros esfuerzos para reavivar nuestro compromiso bautismal, el cual nos llama a no permanecer indiferentes ante las necesidades del prójimo, especialmente de los más pobres y alejados.

Agradeció también el que nuevamente tengamos la dicha de reunirnos en la misa dominical, guardando los protocolos previstos y que ya son conocidos por todos. Asímismo dijo que alegra el que se abran más espacios para recibir a los hermanos mayores. Por tal motivo, pide a Dios que estos avances, logrados con esfuerzo y tenacidad, sean valorados por todos y no dejemos de seguirnos cuidando como es debido.

Por otra parte, Cabrera López destacó que el mes de marzo marca también el inicio de las campañas electorales en el Estado, en las que ciudadanos y ciudadanas comprometidos buscarán ser elegidos para diferentes cargos públicos.

Como pastor de esta Iglesia de Monterrey, dijo que tiene el derecho y el deber de acompañar a los fieles cristianos católicos en el seguimiento de su proyecto de vida, por lo que compartirá algunas reflexiones, con el ánimo de ayudar en el discernimiento que el próximo proceso electoral nos va a exigir.


El documento titulado: “Sinodalidad política”, lo podrán encontrar en los medios de comunicación de nuestra Arquidiócesis.

Como ciudadanos y cristianos comprometidos, tenemos el derecho y el deber de votar. No podemos faltar a esta obligación según las exigencias de nuestra propia conciencia y las del bien común. Contribuyendo así a la construcción de la democracia, dijo el arzobispo de Monterrey.

También refirió que, en estos tiempos, la actividad política no goza de la mejor imagen. Desafortunadamente se le asocia con la demagogia, la mentira, el oportunismo y la corrupción. Hablar de ella se ha convertido en un problema para las familias y los grupos de amigos a causa de la creciente polarización.

Las campañas políticas, en lugar de centrarse en ofrecer las propias virtudes y programas viables de mejoría, han privilegiado el resaltar los defectos, reales o ficticios, de los otros candidatos y candidatas o partidos. Las así llamadas “campañas sucias” buscan hacer pedazos la reputación de aquellos y aquellas contra los que se compite, más que proponer las capacidades distintivas para gobernar de manera eficaz, ofreciendo con claridad y autenticidad propuestas que respondan a la realidad.

Destacó que la pandemia por COVID-19 agravó aún más la crisis política. El diálogo y la sensatez, una vez más, sucumbieron ante el monólogo y la ofensa. El arribo de las vacunas -mucho más lento de lo anunciado-, más que considerarse como una tabla de salvación para una población que parece ahogarse, se contaminó con la posibilidad de que se lucre con ellas, económica y políticamente.

Pero, junto a estas sombras, aparecen también algunas luces. Reconocemos el que muchas personas e instituciones, preocupadas por esta polarización, buscan impactar de manera positiva en el rumbo del país. Ojalá este deseo de participar se refleje en las urnas, abatiendo el abstencionismo. Confiamos, además, en que existen candidatos y candidatas honestos que, con sincero propósito de servir al pueblo, saben escuchar, hablar y, en conciencia, actuar con verdad.

Para profundizar en este tema, les invito a darse un momento para leer la carta del Papa Francisco, “Fratelli tutti”, especialmente en el apartado donde habla de las características de la buena política. Estos puntos nos iluminarán de forma especial a quienes votaremos y a quienes buscan ser elegidos.

Cabrera López señaló que este próximo proceso electoral lo vivamos con mucha fe en Dios. Confío en que las campañas electorales brillen por el respeto mutuo entre los diversos candidatos y candidatas, de los partidos políticos, así como por la abundancia de propuestas viables.

Además dijo que conviene recordar que ningún programa, proyecto, partido, candidato o candidata representan a la Iglesia Católica, aún y cuando las personas que participan de esas propuestas, o pertenecen a esos institutos, sean católicos. En nuestra Arquidiócesis respetamos a todos, pero no favorecemos a ninguno.

Por último, Cabrera López indicó este documento que presenta, y el cual les pido leer en su totalidad, cumpla con su propósito: colaborar con los fieles católicos, y con toda persona de buena voluntad, para que participen de manera informada, responsable y propositiva en el próximo proceso electoral.

Abrir Chat
1
¡Hola! En qué podemos ayudarte?