Tags:

NUEVO LEÓN.- Ciudadanos organizados en varias asociaciones civiles insistieron hoy en que el Congreso de Nuevo León apruebe a la brevedad una reforma a la Ley Orgánica del Poder Legislativo de Nuevo León, que impida que los diputados locales cambien de bancada o partido, sin respetar la decisión del electorado que los eligió.

Rafael Paz Martínez, exalcalde del municipio de Santiago, dijo que es urgente legislar sobre esta reforma que busca evitar la conformación de los grupos de diputados, creando así fracciones mayoritarias de manera ficticia, para centralizar el poder y la toma de decisiones en unos cuantos partidos políticos.

“El espíritu de esta reforma a la Ley Orgánica del Congreso es que la curul que obtenga el candidato triunfador de la elección pertenezca a la fracción parlamentaria del partido que lo postuló”, explicó.

Agregó que de esta manera se establecería por ley que si el diputado triunfador luego de entrar al cargo se cambia de fracción parlamentaria o bien permanece sin partido, estará automáticamente renunciando al cargo por lo cual el suplente tomaría su lugar.

Indicó que actualmente un legislador local puede cambiar de fracción a voluntad Incluso un día después de tomar posesión como ya ha sucedido.

Esto representa una falta de seriedad y una traición a los ciudadanos que lo eligieron el día de la los comicios
Rafael Paz Martínez

Esta adecuación no implicaría que los diputados al pertenecer a una fracción legislativa tengan que votar en grupo, ya que cada quién podrá aplicar sus conocimientos y su conciencia para decidir a favor o en contra o abstenerse según lo desee.

El ex munícipe del pueblo mágico de Santiago dijo que la iniciativa se podría adecuar también en el tema Federal para que funcione de la misma manera, en la cámara baja y alta del Congreso de La Unión en donde las mayorías artificiales en este momento son las que mandan.

"Lo que se pretende con esta iniciativa de ley es que los diputados se comprometan o quienes aspiran a ser candidatos a diputados se comprometan con el partido político desde el inicio de su postulación y en caso de ganar hasta el término de la legislatura”, explicó.

“Los diputados no estarían tampoco condicionados a la voluntad del coordinador de la fracción parlamentaria o que coarten su libertad y su voluntad para votar en grupo según lo diga su coordinador, sino que ellos tienen la opción de actuar de manera independiente como debe ser en uno u otro tema es decir votar a favor en contra o abstenerse".

"Lo que se busca es evitar caprichos berrinches o una falta de seriedad ideológica de parte de los legisladores, ya que con ello estaría traicionando a los ciudadanos que los eligieron el día de la votación, se pretende con esta iniciativa que haya sobre todo seriedad y compromiso con el electorado de los diferentes partidos políticos", puntualizo.