Foto: Facebook
Foto: Facebook
Tags:

NUEVO LEÓN.- Liliana Flores Benavides aseguró que como Síndica Primera del Concejo Municipal estará vigilante de que los recursos de Monterrey no sean utilizados con fines partidistas en la próxima elección.

“La Síndica Primera tiene que vigilar la debida administración del erario público, que todos los actos del Ayuntamiento sean legales, que haya una correcta recaudación y aplicación de los fondos públicos y vigilar el patrimonio municipal.

Además vigilar que los recursos públicos no se vayan a utilizar en los actos concretos del gobierno municipal para beneficiar a ningún candidato
Liliana Flores Benavides

Su participación será netamente ciudadana, consideró, a diferencia de la mayoría de los Concejales, “son muy pocos”, dijo. “Vi casi pura gente del PRI y del PAN, gente de Morena, del Verde. Casi todos son de partidos”.

Estimó que si no se judicializa la próxima elección, su labor al frente de la Administración será por un periodo muy pequeño. Sin embargo, si eso sucede y llegara a alargarse la situación legal por mucho tiempo, se tendría que ratificar al Concejo.

En los poco menos de dos meses que operará el Concejo Municipal, el trabajo será arduo, estimó, pues tendrán que hacer nombramientos de los funcionarios de primer nivel, lo cual se complica, tomando en cuenta que el municipio no está preparado operativamente hablando.

“En realidad hubo un desorden hoy (ayer), hubo gente que no fue avisada que tenía que ir a la reunión, no hay oficinas. O sea, todavía está todo como que fue de bote pronto y hay mucha desorganización”, señaló.

Foto: Facebook
Foto: Facebook

Se dijo tan sorprendida como muchos por la designación de Bernardo González como Presidente del Concejo.

“Porque en ninguna lógica cabe que si tu desempeño es un puesto de una Secretaría del Ejecutivo, (haya renunciado) para aceptar un puesto de un Concejero Presidente o Concejal Presidente por un período de 2 meses.

“O sea, no tiene lógica que haya dejado ese puesto por ese otro. Entonces son partes de los enroques políticos que yo no me explico”, declaró Flores Benavides.

Cuestionó la forma en que se desarrolló el proceso de selección y nombramiento, de cómo después de no estar de acuerdo el PRI y el PAN, llegaron a un consenso siendo nombrada una persona allegada al gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez, quien además, no ha tenido un buen desempeño como funcionario.

“Resulta que el elegido es el licenciado Bernardo, cuando el desempeño de él como secretario de Seguridad se ha venido cuestionando, porque la inseguridad tiene un repunte en el estado y por el otro lado, cómo se prioriza una determinación de carácter político, un enroque político, por sobre una necesidad prioritaria como es la seguridad en la sociedad”.