Juan 12:24

Ciertamente les aseguro que, si el grano de trigo no cae en tierra y muere, se queda solo. Pero, si muere, produce mucho fruto. ..(morir se refiere a morir a ti mismo)

¿Estás frustrado porque un sueño no está sucediendo en tu calendario?

Es bueno ser apasionado por tus sueños, pero ¿sabías que un sueño puede convertirse en un ídolo? Si eso es todo lo que piensas y no vas a ser feliz a menos que suceda a tu manera, eso está fuera de balance. El hecho es que a veces tienes que poner ese sueño en el altar, eso es morir a ti mismo.

A veces nos aferramos a las cosas con tanta fuerza, pero cuando las dejamos ir, es cuando Dios puedes hacer que pasen. Si liberas esa frustración y no permites que se convierta en el centro de tu atención, es cuando Dios puede comenzar a moverse. Toma ese mismo tiempo y energía para agradecer a Dios que Él está dirigiendo tus pasos y observa cómo abre la puerta para que Dios te conceda los deseos de tu corazón.

Debemos recordar que Dios ya sabe lo que queremos y lo que necesitamos. Él es el que puso esos deseos en nosotros. No deberíamos ser consumidos tratando de hacer que las cosas sucedan. En cambio, un mayor acto de fe es ser feliz justo donde estás. ¡Mantente abierto y confía en Dios porque Él tiene buenos planes para tu futuro!