Vengan, postrémonos reverentes, doblemos la rodilla ante el Señor nuestro Hacedor.Salmo 95:6

Una clave para vivir una vida abundante es pasar tiempo en la adoración. La Biblia nos enseña a adorar al Señor a lo largo del día, todos los días. Ya sea que estés en tu casa, en el trabajo, en la parada del autobús o en el juego de pelota, tómete un tiempo para adorar a Dios, por quién es Él y agradecerle por todas las bendiciones que te ha dado. Otra clave es pasar tiempo cada día en la Palabra.

¡Su Biblia es la mejor herramienta que tienes para descubrir tu propósito dado por Dios! Te dirá quién eres, qué tienes y qué puedes hacer. Recuerda, Dios tiene planes para prosperarte, y mientras camines en Su plan para tu vida, experimentarás Sus explosivas bendiciones en todo lo que te propongas.