La ventaja de guardar en archivos los escritos del pasado, es sin duda la de poder retomar y abrevar de las letras antiguas lo necesario para entender el presente.

Hoy después de escarbar en la memoria de la computadora, tengo que compartir lo que escribí en el 2005, sí hace 15 años, las razones que me orillaron a escribir esto, obedecían primordialmente al estilo de gobierno de Vicente Fox; soso, banal, ingenuo, impertinente y vacuo.

Va entrecomillado para que se percaten de lo antiguo tan presente.

“Si las tenencias mundiales no mienten, dentro de poco tendremos el primer intento socialista por llegar al poder en México, lo cual seguramente se logrará gracias a la extraordinaria ingenuidad con la que gobiernan los depositarios de la voluntad ciudadana en nuestro país.

No se puede entender de otra manera la visita de Condolezza Rice, más que como una verdadera preocupación del gobierno de Bush, con respecto a lo que está sucediendo en México.

Desde siempre, en nuestro país han existido verdaderas células actuantes de la CIA, para mantener perfectamente bien informado al presidente de la nación más poderosa del mundo, la cual también desde siempre se ha preocupado por saber qué es lo que está sucediendo en su “patio trasero”.

Expresión esta que le costó la chamba a Aguilar Zinzer, pero que en realidad fue el pretexto para sacar de los Estados Unidos a alguien que por sus ideas socialistas, batallaba para socializar con los norteamericanos.

Y todos sabemos que allá, no se andan con medias tazas, o les caes bien o te invaden el país, y si usted, amable lector tiene alguna duda, pregúntele a Hugo Chávez.

Los reportes a la Casa Blanca deben de haber sido sumamente catastrofistas, como para que se tomen tantas molestias con un vecino pobre, pero sin duda tienen de cabeza a la Secretaría más importante de la cartera foxista, pues ya no saben ni cómo actuar ni a qué atenerse.

Sin embargo lo único que les ha fallado es la diplomacia, pues en su intento por quedar bien con sus vecinos ricos, el gobierno foxista ha caído en la exageración, pues durante más de una semana mantuvieron a los medios, sobre todo electrónicos, entretenidos en la novela esa diaria del desafuero.

La cual fue excelentemente aprovechada por Manuel Andrés López Obrador, pues el papel de víctima lo tiene muy bien ensayado desde que le dio por boicotear pozos petroleros en Tabasco, en donde por cierto sufrió su primer descalabro.

El PRD, no ha perdido el tiempo y mientras desde comunicación social de Los Pinos, mantienen el tema en lo alto, ellos se reagrupan y con unos cuantos hacen manifestaciones que se ven gordas, pues debemos de recordar que la televisión engorda como 5 kilos.

Mientras Creel se va con la "finta" con la asamblea del PRI, Madrazo ya no aguanta los “ídem’s” que le dan sus compañeros y en al PAN todavía no saben a quién eligieron de presidente nacional, los socialistas se aprestan a levantarse de la cama para acceder al poder en el patio de Bush.

Esto que para algunos, sobre todo empresarios, podría ser el acabose, debe de tener sus puntos buenos, pues por ejemplo el país se quedaría sin “juniors”, ya que sus papas han amenazado con que si Manuel Andrés llega a la presidencia, ellos se irían del país.

No todos claro, pues seguramente el cuarto hombre más rico del mundo, Carlos Slim, se quedaría con todo y “júnior” a disfrutar de su visión política y desde luego a acrecentar su riqueza, mediante la compra de alguna empresa mexicana quebrada, que bien podría ser la Comisión Federal de Electricidad.

En España un atentado cambió el resultado electoral, en Brasil una serie de actos de corrupción desencadenó en un cambio que la población aplaude, en Venezuela la lucha por el petróleo culminó en un intento de golpe de estado, del que el socialismo resultó ileso.

¿Por qué no pensar que pronto viviremos en un MÉXICO SOCIALISTA”?