Muchos se preocupan por aprender inglés desde pequeños, otros presumen lo elegantes que se escuchan en francés o italiano, otros más, lo listos que son para dar voz a los ideogramas chinos. Ser políglota es de lo más cool. En el mundo hay una preocupación por hablar, hablar fuerte y claro, hacerlo en varios idiomas y que nos escuchen muchos.

Sin embargo, nos hemos olvidado de una lengua que, aunque silenciosa, es igual de importante.

El 23 de de septiembre se conmemora el Día Internacional de las Lenguas de Señas por eso hoy queremos reconocer que nos hemos quedado cortos en nuestro intento por integrar a todos los públicos en la comunicación.

No hemos desarrollado la infraestructura adecuada para ti, pero cada vez somos más los que despertamos a esta conciencia de que todos formamos parte de un ecosistema y que, sin importar las capacidades que nos distingan, jugamos un rol.

Por favor, tennos paciencia; estamos aprendiendo a darte el espacio que te mereces. En un mundo sonoro, vamos lento, pero gracias a ti, podemos enriquecer el lenguaje.

Tú nos has enseñado a hablar con las manos y a expresar nuestros afectos en más de una manera. Nos han enseñado a darle fuerza a la presencia y acompañarnos en silencio. Nos has demostrado la audacia de lanzarse a un mundo ruidoso y poco comprensivo, y en ningún momento han titubeado. Y han dejado claro que aún, quienes escuchamos y hablamos sin mayor dificultad, tenemos mucho qué aprender.

No importa con qué capacidades hayamos nacido, o qué capacidades nos hayan robado en el camino. Lo importante es que hoy estamos vivos en el aquí y el ahora, haciendo de este mundo un espacio para expresarnos a través de la voz o de las manos. Gracias por todo lo que nos has dado.

Un políglota es una persona que habla más de 3 idiomas, la Lengua de Señas bien pudiera ser uno de esos.

Twitter: @claravillarreal
contacto@claravillarreal.com