AP Photo/Steven Senne
AP Photo/Steven Senne
Tags:

ESTADOS UNIDOS.- El trabajo de oficina ya nunca será el mismo

Cuando los trabajadores de todo el mundo regresen a sus escritorios, se encontrarán con numerosos cambios motivados por la pandemia del coronavirus. Para empezar, habrá menos gente en las oficinas en vista de que ahora es más aceptable trabajar desde la casa, persiste el temor al virus y las compañías buscan formas de abaratar costos sin afectar la productividad.

También notarán cambios quienes no trabajan necesariamente en oficinas. Podrían modificarse los turnos para que no haya mucha gente a la vez en los sitios de trabajo. Tal vez se dispongan rotaciones, en las que algunos días se trabaja en la oficina, otros desde la casa. Podría haber marcas en el piso y sensores que recuerdan a la gente que debe guardar distancia de los demás. Y no se descarta que reaparezcan los cubículos, para que haya barreras físicas entre los empleados.

“Esto va a producir muchos cambios que la gente no se animaba a hacer”, pronosticó John Furneaux, CEO de Hive, un startup de software para las oficinas con sede en Nueva York. La pandemia “alentará cambios en prácticas de hace cien años”.

Hive planea alterar los turnos para que sus empleados no tengan que viajar en trenes subterráneos atestados a horas pico, según Furneaux, a quien se le detectaron anticuerpos del COVID-19.

En firmas más grandes, con oficinas en edificios de torre, los ejecutivos están replanteando también las cosas y decidiendo cómo se manejan de ahora en más. El banco británico Barclays está planeando “ajustes a largo plazo” y reconsiderando la ubicación de sus oficinas, según el CEO Jes Staley. “La idea de tener 7.000 personas en un edificio puede ser algo del pasado”.

Eso ya se está viendo en China, donde se empezaron a aflojar las cuarentenas en marzo. Las autoridades municipales de Beijing están limitando la cantidad de gente en las oficinas, permitiendo no más del 50% del personal de antes de la pandemia. Exige a los trabajadores que usen tapabocas y que mantengan un metro (3,3 pies) de distancia.

Es previsible que la pandemia marque la desaparición de algunas tendencias, como la de compartir escritorios para crear ambientes más informales y creativos. Reaparecen los cubículos y otras particiones, según arquitectos.