Tags:

ITALIA.- Un nuevo sacerdote ha caído en la trampa de los filtros en las redes sociales. Si el pasado miércoles se hacía viral el vídeo de un tuitero que mostraba a un cura dando una misa online con los filtros activados por accidente, esta vez la víctima de estas herramientas virtuales ha sido otro religioso, también italiano.

Con la música sonando y el escenario perfectamente preparado para ofrecer la ceremonia en streaming, este nuevo sacerdote observa la pantalla en silencio durante unos segundos tras darse cuenta de que sus planes no se desarrollan como esperaba: sin contar con ello, unos divertidos filtros deforman su rostro.

De esta manera, el cura da los buenos días y se disculpa ante sus seguidores por las formas que va adquiriendo su cara en la pantalla, que se transforma por una serie de filtros aleatorios que van desde un gato hasta un astronauta o un mago.

De esta manera, el sacerdote cree que un usuario está provocando que aparezcan los dibujos durante la emisión, por lo que exige que no se burle: "A la persona que sigue 'dibujando' en mi cara obviamente le gusta hacer bromas. Pero creo que este no es el momento adecuado para reír, gracias", advierte.