Tags:

CUBA.- Desafió la lluvia y el tedio del domingo por la noche, instaló un altoparlante en el balcón de su apartamento con vistas al mar y cantó para sus vecinos.

Por séptimo fin de semana, el tenor cubano Andrés Sánchez Joglar dedicó su improvisado concierto al personal de salud que enfrenta al nuevo coronavirus y alentó a sus compatriotas a no desanimarse. La isla logró reducir los contagios e incluso reportar días sin decesos, pero tiene el desafío de evitar las aglomeraciones sobre todo para conseguir alimentos.

“Canto en agradecimiento a los médicos... y no sólo los cubanos, sino los que viven en otros países”, dijo el cantante operático 26 de años en una entrevista con The Asociated Press. “También para mis vecinos, porque este es un momento muy difícil que estamos viviendo todos”.

Cuba rompió el lunes una buena racha de bajos contagios que traía, los cuales llegaron a ser menores a 10 en un día a finales de mayo.

En su reporte diario realizado por el director de Epidemiología del Ministerio de Salud, Francisco Durán, indicó el lunes que se confirmaron 38 casos para un acumulado de 2.000 más 83 fallecidos a la fecha --ninguno esta jornada-- desde marzo, cuando se detectó el COVID-19 en la isla.

Las autoridades sanitarias realizaron 107.000 pruebas -- incluyendo test fabricados por el propio polo científico cubano -- y se encuentran 429 pacientes ingresados en los hospitales, solo 172 de ellos con el virus activo.